COHERENCIA Sentir| Pensar| Hacer ūüíõ Una vez le√≠ un libro en donde el autor dec√≠a que "estamos en nuestro centro", cuando lo que pensamos, hacemos y sentimos, concuerda. Me acuerdo que en su momento escrib√≠ acerca del tema con esta misma foto (vale reciclar, en la vida y en las redes), y el concepto reson√≥ fuerte. Y cada vez m√°s. Porque la mayor√≠a estamos en ese proceso. Sintiendo que con tantos est√≠mulos, muchas veces nos perdemos de nosotros mismos, por no vivir al comp√°s de lo que realmente SOMOS. ¿Les pasa?

Por eso, despu√©s de hablar con Susana Maio Sasso (astr√≥loga terap√©utica, con quien hago mi formaci√≥n en Astrolog√≠a), y ver que Septiembre es el mes de la “Coherencia”, decid√≠ hacerle nota para el blog (siempre escribo sobre lo que necesito aprender, me d√≠ cuenta que es una constante en m√≠). Regalo de primavera, las invito a leerla.


Su, ¿Qu√© pasa cuando hay una distancia entre el “sentir” y el “hacer”?
Cuando lo que sentimos y hacemos no coincide, cuando la voz de nuestra íntima sensibilidad es tapada, el cuerpo habla. El cuerpo no miente nunca. Para poder trabajar con nuestras emociones siempre es importante detectar nuestros mandatos y prejuicios en relación a ellas. Las emociones no son ni buenas ni malas. Son información que debemos procesar, darle escucha y salida. Drenarlas es importantísimo.

¿Y qu√© sucede cuando SOMOS coherentes?
Nos llenamos de vida y encontramos el camino del propósito. La coherencia, aunque nos lleva por sitios inseguros para el ego (que busca reconocimiento en lo repetido), nos acerca al encuentro con nuestros dones y nuestra creatividad.

¿Por qu√© esta temporada tuvo tanto que ver con el tema de la COHERENCIA?
Porque puso foco en aquello postergado, excluido, reprimido, que nos impide manifestar nuestra visión del mundo. Y nos mostró la necesidad de ser coherentes para lograrlo. En esta temporada, más que en ninguna otra, la distancia entre lo que pensamos y hacemos se puso de inevitable manifiesto. La espiritualidad de estos tiempos debe ser encarnada, concreta. No se trata de decir y hacer separados. Se trata de poder corporizar lo que descubrimos.

¿Qu√© pas√≥ en el cielo para que esto sea as√≠?
Vayamos paso a paso: Urano (re-evoluci√≥n y cambio, liberaci√≥n y desapego) transita desde principios de este a√Īo al Signo de Tauro. Tauro es el signo del valor. Del valor de la materia que le da cobijo a la energ√≠a que tambi√©n somos. Psicol√≥gicamente, Tauro representa la importancia y el valor que le damos a lo material. As√≠, entonces, Urano viene a invitarnos a una re-evoluci√≥n sobre estas tem√°ticas.

¿Qu√© preguntas nos dispara?
¿A qu√© le damos valor? ¿Y por qu√©? ¿S√≥lo importa acumular objetos, bienes, personas? ¿Qu√© lugar le damos al cuerpo, a sus experiencias? ¿Ponemos al cuerpo en juego o vivimos a trav√©s de las experiencias de otros? ¿C√≥mo nos alimentamos? ¿Qu√© valor y qu√© relaci√≥n  tenemos con el alimento? ¿Es medicina, nos sana? ¿Provoca sufrimiento a otros seres? ¿Qu√© v√≠nculos tenemos con los recursos de nuestro planeta? ¿Creemos que nos pertenece de manera ilimitada? Todas estas tem√°ticas se est√°n moviendo. Es claro c√≥mo en estos meses, aqu√≠ y en el Mundo, los temas sobre los recursos naturales y alimenticios se han tomado definitiva y enorme relevancia. Tambi√©n suceder√° en nuestras experiencias personales.

¿Qu√© m√°s est√° pasando?
Mientras tanto, otro grande del cielo, Plut√≥n, transita Capricornio. Plut√≥n es transformaci√≥n, muerte y resurrecci√≥n. En Capricornio, desde el 2008, Plut√≥n pide dejar morir viejas estructuras de poder ligadas al abuso, a lo r√≠gido, al mandato que deja afuera lo esencial. As√≠ estamos en lo personal, y con ayuda del Nodo Sur tambi√©n en el signo, revisando y despidiendo viejos mandatos y contratos que ya  no nos representan. Cuesta y a veces da miedo, pero es el "Camino del Alma". Incluir nuestra sensibilidad es menester esencial.

¿Qu√© aprendizaje nos dej√≥ Virgo?
En Septiembre, la temporada Virgo ha marcado un antes y un despu√©s. Virgo finaliz√≥ para dejarle paso a Libra, y nos habl√≥ del orden necesario y concreto para que los sistemas funcionen. Nuestro cuerpo es un sistema, nuestro planeta tambi√©n. Tambi√©n lo son nuestras familias. Profundamente, Virgo nos mostr√≥ que sin orden, sin comprensi√≥n de cu√°l es nuestro lugar y qu√© hacer en √©l, no hay manera de que lo m√°s grande suceda, ni que el amor fluya. As√≠, esta temporada que culmin√≥, nos mostr√≥ nuestros ocultos des√≥rdenes, nuestras postergaciones. Este mes se trat√≥ de eso: de  registrar qu√© est√° funcionando mal y ordenar.

Y as√≠ llego Libra, ¿no?
As√≠ llego el mes Libra. Si pudimos ordenarnos adentro, si pudimos dar escucha al cuerpo y darle lo necesario a cada parte, si pusimos atenci√≥n a los detalles, en la temporada Libra podremos abrirnos a v√≠nculos que potencien y enriquezcan nuestra visi√≥n y manifestaci√≥n. Libra es equilibrio y para nosotros, en el Hemisferio Sur, coincide con Equinoccio de Primavera. Son d√≠as de equilibrio entre luz y sombra, entre nuestros aspectos femeninos y masculinos. Son para nosotros tiempos de re-nacer. De salir de nuestras cris√°lidas. Si trabajamos la energ√≠a Virgo, lo haremos plenos en coherencia y as√≠ manifestaremos v√≠nculos m√°s sanos y arm√≥nicos. 

G R A C I A S    S U


Para contactar a Su, les dejo sus datos:
Web:  www.susanamaiosasso.com (Pueden ver el video Introductorio a la Formaci√≥n en Astrolog√≠a)
Mail: susanamaiosasso@gmail.com
Instagram: @sumaio
Y pueden ir a mi post de Instagram ac√°: @pazberri